No dudes al comprar un híbrido

Si tu principal temor a la hora de comprar un híbrido es qué autonomía tiene su motor eléctrico, puedes estar tranquilo. Toyota no sería la marca que más híbridos vende si sus autos tuvieran problemas de autonomía.

Dos motores y una computadora a bordo

El motor eléctrico de los híbridos está pensado para funcionar en conjunto con el de gasolina. La computadora de a bordo se encarga de determinar cuándo y cuánto participa cada uno en el movimiento del auto de forma que la batería nunca se quede a 0.

¿Por qué? Porque a diferencia de un auto eléctrico, la batería de un híbrido de Toyota se auto-recarga de forma sencilla en cualquier situación.

Una batería que se recarga sola… No es magia, es Toyota

1. La potencia extra que genera el motor de combustión, algo que ocurre sobre todo en viajes largos por carretera o interurbanos, no se pierde en los híbridos de Toyota: se aprovecha y se usa para recargar la batería eléctrica. De este modo, la autonomía que tiene el motor eléctrico de un híbrido será del 100%, disponible para cuando lo necesites.

2. El manejo por ciudad para un auto normal solo provoca estrés para el conductor y desgaste para el vehículo. Los híbridos de Toyota usan el frenado, las retenciones y los metros en los que sueltas el pie del acelerador para recargar.

Así que circulando por ciudad, ¿qué autonomía tiene el motor eléctrico de un híbrido de Toyota? Tanta como tú quieras.

Pero sí manejar por ciudad es motivo de alegría,
¿por qué consumo gasolina igualmente?

Eso es lo que garantiza que nunca te quedes sin batería, que no tengas que recargarlo a un enchufe y que la autonomía del vehículo sea tanta como estaciones de gasolina haya en el camino (muchas más que estaciones de carga eléctrica).

Los híbridos de Toyota pueden circular en modo 100% eléctrico durante 2 km. No es necesario recargar el auto, dado que mediante la marcha el propio vehículo recarga la batería, abasteciéndola continuamente, por lo que podríamos decir que es una fuente “inagotable” de carga.

Elige el modo de conducción que prefieras: tu híbrido se encarga de todo. Lo que garantiza el motor eléctrico de los híbridos, sumado a sus modos de manejo es que tu gasto en combustible y contaminación sean los menores posibles.

Fuente: ToyotaMX